El cava desde el principio

“El cava desde el principio” es la propuesta para la siguiente jornada del Aula Gastrocultural Muy Interesante que se celebrará el próximo 13 de diciembre, a partir de las 19:00 horas, en el Hotel Goya de Zaragoza. En esta ocasión contamos en la organización con la ayuda y apoyo del Instituto del Cava y de Fernando Mora de “The Garage Wine“.

El sumiller Fernando Mora, recientemente seleccionado para representar a Aragón en el Campeonato Nacional de Cava para sumilleres 2012, será el encargado de dirigir y conducir la cata en la que se podrá aprender a distinguir los diferentes tipos de cava.

Durante unas dos horas y media aproximadamente, en esta jornada se realizará una introducción teórica en la que se darán a conocer historia y legislación del cava, así como el clima, los suelos, la viticultura, las variedades de uva autorizadas por la Denominación de Origen y finalmente su elaboración.

Posteriormente, y a la que se dedicará un espacio más amplio, se realizará la cata descriptiva de los 10 cavas seleccionados que abarcarán los diferentes tipos, joven, semiseco, brut, brut nature, reserva y gran reserva.

Se comenzará a las 19h con la parte teórica y tras un pequeño descanso daremos comienzo a la parte práctica a las 20h.

Si solo te interesa la parte práctica del evento puedes elegir venir solo a este segmento del aula, solo debes avisarnos.

El precio de la actividad para los amigos de la asociación es de 20€ y para los no socios de 30€. Para las asociaciones profesionales  (maitres, Horeca, baristas, sumilleres, cocineros, etc) hay una tarifa especial.

Puedes reservar tu plaza www.lapapilacritica.es  y si necesitas más información envianos un correo a lapapilacritica@lapapilacritica.com

Anuncios

Oferta Navidad Latidos de Vino

La bodega Latidos de Vino nos ha preparado la oferta que veis en la imagen.

Realizamos la compra directamente a la bodega con lo que les pagaremos sobre pedido. Si estás interesado en comprar algo envíanos un correo a lapapilacritica@lapapilacritica.com con tu pedido y te indicaremos plazos de entrega y forma de pago.

¿Esto no hay quién lo coma?

Nick Paine, un aventurero canadiense que está empeñado en dejar registrado todo tipo de la alimentación exótica -para los occidentales- de los pueblos indígenas y que el llama “arqueología culinaria”. De los dedos de mono en Indonesia a los insectos cocinados de múltiples formas tanto en Asia como en Sudamérica, muchos de nosotros sentirá más que reparo ante un plato así. Claro que no hay que irse muy lejos para encontrar comida que muchos consideran repulsiva. Así, los nórdicos no son muy dados a comer calamares en su tinta, por ejemplo, debido al color negro de la salsa. ¿Cuántos de nosotros seríamos capaces de probar un trozo de típico queso de Sardinia, en Italia, casu marzu? Se puede traducir como queso podrido y no puede ser un nombre más evocador: llevado más allá de la fermentación, los artesanos introducen larvas de la mosca Piophila casei, que rompen las grasas del queso y empiezan a corromperlo. De textura blanda y algo acuosa, las larvas, traslúcidas y de 8 mm de largo, pueden llegar a saltar cuando se asustan hasta 15 cm, por lo que hay quien recomienda protegerse los ojos. ¿Se lo comería con las larvas por ahí pululando? Tampoco hay que olvidar la gastronomía española, y no sólo respecto al cabrales: tenemos las patatas con sangre de cordero, las criadillas, los sesos… Todo un menú que compite con las exquisiteces entomofágicas de otras latitudes, como la hormiga culona colombiana (atta leavigata) o los gusanos del maguey del México rural. Que los occidentales rechacemos los insectos como fuentes de proteínas tiene más que ver con nuestra cultura que con la salud. Diferentes estudios han puesto de manifiesto que un insecto como el Acheta domesticus, el grillo doméstico, si se cría a 30º C y se le alimenta con el mismo mimo que a otros vertebrados, su conversión en comida es 2 veces más eficiente que los cerdos y pollos, o 4 veces más que las ovejas y corderos y 20 veces más que la ternera. Teniendo en cuenta que se reproducen más rápido y su alto contenido en aminoácidos esenciales, muchos abogan por incluirlos en nuestra dieta de manera natural.

Texto: M.A. Sabadell
Foto: adventurersclub.org

Comeperros

Se cuenta que durante una recepción en la residencia del embajador británico en Pekín el Ministro de Asuntos Exteriores chino expresó una gran admiración por la hembra de spaniel del embajador. Estaba embarazada y el embajador inglés le dijo al ministro chino que se sentiría muy honrado si aceptase uno o dos cachorros como regalo. Cuatro meses más tarde dos juguetones cachorrillos llegan a la residencia del ministro. Semanas más tarde ambos hombre vuelven a coincidir en un acto oficial. “¿Qué le parecieron los cachorros?”, preguntó el embajador. “Estaban deliciosos”, contestó el ministro.

A muchos de nosotros, y sobretodo a los amantes de los perros, les puede parecer repugnante comerse un perro. La razón, apunta el antropólogo Marvin Harris, no se encuentra en que sea nuestra mascota favorita, sino fundamentalmente porque al ser carnívoros constituyen una fuente de carne ineficaz; los occidentales disponemos de toda una variedad de fuentes alternativas de alimentos de origen animal y los perros prestan servicios que tienen muchísimo más valor que su carne. Sin embargo, en culturas como la china, donde las fuentes de alimento animal no son muy variadas, el servicio de los perros no compensa el que hacen si se sirven cocinados junto a un tazón de arroz. Y según un restaurante pekinés, debe ser un plato exquisito: empleaba en la elaboración de sus platos del orden de 30 perros diarios.

En la Polinesia, y antes de la llegada de los europeos, los tahitianos, los hawaianos y los maoríes de Nueva Zelanda poseían perros que prácticamente acababan formando parte de la gastronomía típica de las islas. Los polinesios alojaban a algunos de sus perros en cabañas rodeadas de una cerca o bajo un árbol. A la mayor parte de ellos se les dejaba buscar su sustento entre los desperdicios mientras que unos pocos afortunados eran cebados con verduras y sobras de pescado. Incluso se les alimentaba a la fuerza sujetándolos boca arriba. Estos perros alimentados con verduras eran para los polinesios una delicatessen, como para nosotros puede ser el cerdo alimentado sólo con bellota. La matacía del perro era muy parecida a la de nuestros pueblos: lo ataban por el hocico y lo estrangulaban con las manos o con un palo. Después lo destripaban, lo socarraban para quitarle el pelo, lo untaban con su sangre y lo metían en el horno. Es posible que algún amante de los canes pueda haberse quedado horrorizado al imaginar que su querido compañero pudiera acabar en un plato rodeado de patatas asadas, pero esto nos demuestra que el motivo de nuestros amores no es, como diría Kant, un categórico universal.

Texto: M. A. Sabadell
Fotos: ideasoniricas.blogspot.com

Aula Muy Interesante hotel Goya. Y un jamón. Próximo viernes 16

Continuando con el perfil de aulas anteriores hablaremos del jamón desde un punto de vista global. Su consumo, sus virtudes, sus limitaciones antropológicas de consumo nos llegaran de la mano de Miguel Angel Sabadell.

Como siempre no solo hablaremos sino que ofreceremos la opción de comer distintos tipos de jamón de procedencias geográficas dispares y elaboraciones distintas, sin olvidar, claro está, nuestro fantástico jamón mientras nos explican el por qué de las diferencias entre ellos.

Probaremos cinco tipos de jamón y otras tantas bebidas.

La asistencia al Aula es libre y puede hacerse en dos modalidades: como oyente o como degustador. El oyente asiste y escucha las charlas; el degustador, además, prueba. Si quieres asistir como oyente basta con acudir al Aula a la hora de la cita. Si por el contrario quieres involucrar más sentidos además del oído puedes acudir como degustador. Para ello deberás sacar previamente tu entrada por 15 euros, si eres socio, o por 20 euros si no eres socio y así disfrutar del Aula Gastrocultural en toda su extensión.

Si quieres reservar con tarjeta entra en nuestra web de compras

Te damos la opción de reservar en efectivo mendiante transferencia. Si eliges esta forma envianos un correo anticipadamente para confirmar la plaza a lapapilacritica@lapapilacritica.com

Sacred Gin. Un día con Ian Hart

Ian Hart es uno de los pocos destiladores ubicados en la ciudad de Londres -solo hay cinco-. La  destilería está en el interior de su casa. Se podría definir como una microdestilería con dos trabajadores, Ian Hart y su mujer Hillary, en la que se produce mensualmente un máximo de 1200 litros. Hay más particularidades, quizá una de las más destacables sea que es la única destilería que elabora y embotella, además de su ginebra, cada uno de los botánicos que la integran de manera independiente.

La tarde comenzó en compañía de Alberto Ruiz, compañero de la asociación de sumilleres y representante de Sacred Gin en España. Primero catamos la ginebra Sacred y después, uno a uno, los diferentes destilados monoaromatizados (botánicos).

Tras reconocer el gusto y olor de  cada uno de ellos, Ian Hart nos indicó cómo sería el proceso de mezcla para obtener una ginebra personalizada. Dio rienda suelta a nuestros gustos particulares y nos recomendó qué botánicos utilizar sobre una estructura principal que parte del enebro -sin enebro no hay ginebra-, los cítricos y la raíz de lirio o de angélica.

Finalizada la cata, tuvimos ocasión de asistir a una cena en la que se bebieron  seis monobotánicos ligeramente enfriados y sendas combinaciones con un poco de tónica irlandesa de la marca Finche, recien llegada a España.

La minuta fue la siguiente:

  • Sacred gin y su gintonic con canape de mantequilla del pirineo y anchoas de Santoña.
  • Ginebra con botánico de pomelo rosa con carabinero en ensalada, pomelo rosa confitado y Campari.
  • Botánico de angélica con suquet de rape y longaniza, angélica y absenta.
  • Botánico de cardamomo con vieira con foie gras, espuma de cardamomo y café.
  • Botánico de cassia con pollo guisado con limones dulces y salados, cassia y orejones de albaricoque.
  • Botánico de enebro con crpaccio de lomo de ciervo, pimienta de Sechuan, avellanas, lima y enebro.
  • Botánico de raiz de lírio con helado de cacao grand cru, crema de calabaza al regaliz y pan frito.

Terminamos la velada, al más puro estilo normando: con un brindis con Sacred Gin helada.

Os dejo la presentación y la explicación de la mezcla por Ian Hart

Taller de gin&tonic en Café Centrick. Viernes 9

Todavía estás a tiempo de reservar tu plaza para el taller de gin&tonic de este viernes.

Será a las 20,30h en el céntrico café Centrick, tomaremos tres ginebras diferentes, una de tipo “wet”, otra “dry” y otra aromática con sendas elaboraciones  en base a sus particularidades. Además tendremos alguna sorpresa.

Te dejamos un video para que veas el formato del taller

 

 Puedes reservar en Café Centrick en calle Arquitecto Magdalena o directamente en nuestra web de compras

 

El precio es de 20€ para los no socios y 18€ para los socios.

El taller de arroz de Stany

Nuestro primer encuentro en torno a Estanislao Ambel ( Stany) lo podíamos resumir como una clase práctica donde se nos mostró como hacer el mejor arroz. Stany decidió hacer dos arroces distintos por aquello de ver dos tipos de arroz (bomba y arborio) y dos elaboraciones distintas, arroz meloso de hongos (risotto) y paella de marisco.

La realidad fue mucho más amplia.

Alrededor de Stany (literalmente alrededor), y mientras elaboraba un maravilloso caldo, degustamos tres vermús distintos. Elegimos  uno de Réus, Yzaguirre reserva,  otro de Córdoba, Cruz Conde, y un italiano, Punt e Mes.

Los tomamos con unos mejillones con vino blanco y  pimientos y un pez aguja confitado en aceite de corteza de naranja.

Una vez terminadas todas las fases de los arroces los degustamos en una mesa plagada de comentarios y preguntas a nuestro cocinero.

El próximo taller será en  Enero. Os mantendremos informados.