¿ Qué es la paradoja francesa ?

Durante muchos años los científicos y tecnólogos de los alimentos han estudiado un extraño fenómeno conocido como la “paradoja francesa”.

Es por todos conocido que la dieta del francés incluye grandes cantidades de mantequilla,  paté de oca,  pato  en su grasa, quesos, el tradicional cassoulet del sur (estofado de alubias con salchicha y carne de cordero o cerdo)  y mil y una delicias llenas de grasas. A pesar de esto, el francés es de complexión delgada y con bajas incidencias en enfermedades coronarias. ¡ He aquí la paradoja !.

Según los expertos en fisiología y nutrición gran parte de la culpa de que se  contrarresten los efectos nocivos de la grasa  se debe a ciertos ingredientes que contiene su  tan prestigioso vino, de hecho lo contienen todos los vinos no sólo los franceses. La diferencia con el resto del mundo es la habitualidad del consumo en las mesas francesas. Entre estos componentes está el resveratrol, tan de moda actualmente por su gran potencial antioxidante, y los compuestos polifenólicos.

Se ha comprobado que el consumo moderado de vino,  unos 300cc al día, produce efectos beneficiosos al organismo.

Unos cuanto ejemplos serían:

  • Evita el depósito de tejido graso en las arterias y disminuye el riesgo de padecer arteriosclerosis, problemas cardiovasculares, demencia senil y Alzheimer.
  • Detiene o ralentiza la proliferación de células cancerígenas.
  • Previene la aparición del herpes labial y del herpes genital.
  • Previene la degeneración macular y algunos casos de ceguera.
  • Previene el ictus isquémico.
  • Ligero descenso del colesterol LDL (malo).
  • Ligero aumento del colesterol HDL (bueno).
  • Ligero incremento de la tasa de estrógenos en la mujer menopáusica.
  • Cierto poder anticoagulante de la sangre.
  • Aumento del diámetro de algunas arterias.
  • Poder antioxidante de los polifenoles.

Si no le gusta el vino puede optar a estos beneficios a través de una pastilla denominada paradox PLY. Esta pastilla surje directamente de la investigación de la paradoja francesa ( french paradox) y contiene aditivos alimentarios de extracto de vino tinto.

Recuerden que el consumo de vino sólo es positivo en su justa medida y no olviden que el alcohol es una droga.

Anuncios

  1. ¡Uf, si que es paradójico!. Tanto que me preparo en un pis-pas y cruzo los Pirineos para cambiarme de país, ¡ya mismo!. Entre que azota menos la crisis, hay menos paro, que son los que cortan el bacalao europeo y esto…¡es para pensárselo!.
    Ciertamente, siempre me ha sorprendido la escasa incidencia de obesidad mórbida en Francia frente a la que existe en el Reino Unido y aquí, sin ir más lejos. Pero, si fuese sólo por beber vino…¡conozco a algunos cuasi-alcohólicos, adictos al néctar de la uva, bastante entrados en kilos!. Y, además, no todos los habitantes de la patria vecina, beben vino, ¿no?. Supongo que será una de las razones pero en combinación con más factores: horario de ingestas más racional (nosotros no tenemos concoimiento con las cenas y sus horarios: nos ponemos “ciegos” de comer y beber y luego, sin hacer la digestión, nos vamos a la cama e igual nos ocurre con las comilonas y sus siestas de orinal y pijama), no picar entrecomidas (cada vez nos anuncian más temtempiés, es horrible), sus raciones serán menos generosas (comen grasas y mantecas pero, a lo mejor, sus raciones son más de plato menudo que de platerón de abuela maña), etc. De todos formas, una buena copa de vino, en buena compañía y junto a algo delicioso (no hace falta que sea una exquisitez grasosa), además de estar saludablemente demostrada como beneficiosa para el organismo físicamente, es un auténtico placer emocionalmente. Así que, como por probar tanta maravilla no se pierde nada (y en peores lodos hemos retozado, – léase dietas Montignac, etc., je, je) probaremos la veracida del resveratrol. Eso sí, pero prefiero degustar y disfrutar ese momento con una copa entre las manos antes que, simplemente, tomar una pastilla. Gracias por el consejo y por darnos un motivo (y un argumento) para seguir tomando vino, sin culpabilidades… Me voy apuntando ya a la cata de Oporto, je, je

  2. No te falta razón Lialice, de hecho hablando ayer sobre el tema con un amigo galo, me decia que el también nota diferencia (al contrario delo que yo pensaba) en el tiempo que invierten en comer a mediodía, el me cuenta que esta acostumbrado a comer de 12:00 a 14:00 inviertendo para tan satisfactorio ritual dos pausadas horas, mientras que aqui además de grandes cantidades creo que comemos muy rápido. En cuanto a lo de que no beben tanto vino, o al menos no todos los franceses, es cierto que en los ultimos 30 años ha disminuido radicalmente el consumo de vino en Francia, aproximadamente un 40%, bajando hasta una media de consumo de una botella por adulto y semana, o lo que es lo mismo un consumo per capita orientativo de una copa por dia; pero un dato, han disminuido los bebedores habituales que llegaron a beber el 75% del volumen en una tasa de unos 190 litros/año/persona pero aumenta el número de bebedores ocasionales, o lo que es lo mismo disminuye el número de bebedores “insanos” (sin ofender a nadie, no me importaria situarme en ese sector) y aumento por contrapartida el numero de personas que consumen de manera sana y moderada al vino.

    Bufff que pesados son los datos, jajaja. Saludos espero verte en El Trasgo el próximo miercoles, se agotan las plazas!!!

    • Me gustan la idea y el concepto del “French Paradox”… 🙂

      Claro que la gente Francesa bebe menos a menos .. Es (por parte) la culpa del gobernio y de la legislación que han reforzado en los ultimos años.. También es que el modo de consumó ha cambiado con la nueva generación. Y por eso en Francia, se pierden un poco de la costumbres fundamentales con el vino.
      Sin embargo, creo la tendancía es de beber menos pero mejor. Cantidad<Calidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s